(Teoría de Color For Dummies)

    Después de cada clase, acostumbramos darle a los estudiantes un sondeo con preguntas básicas sobre el curso, instalaciones, y lo más importante, los instructores. Normalmente, la mayoría, y por andar a las carreras, llenan el cuestionario sin leerlo. Muchos de ellos, aprueban todo con calificaciones excelentes. Otros, solo buscan la yaga en la que quieren meter el dedo, para irse satisfechos evidenciando algo que les molestó.

    Tratándose de críticas a mis compañeros, y haciendo alusión del dicho, mujeres juntas ni difuntas, obviamente a la que más le tupen, es a Iza, la Mujer de Fuego. La Chaparrita es una Tauro controladora, muy segura de ella y sobretodo dominante. Sin duda todo esto les molesta mucho a las estudiantes, sobretodo si comparan la personalidad de ésta con la de Juan. Juanito, es un Escorpión que no se ha dado cuenta que dejó de ser adolescente hace por lo menos 4 décadas. Mientras que con uno se divierten, con la otra, no hay tiempo para distracciones. En cuanto a mí, la gran mayoría me aprueba por escrito, aunque ya les he dicho que la fama de arrogante y prepotente, la he llevado a cuestas siempre.

    Desde hace mucho tiempo, como profesor aprendí, que el respeto de los estudiantes lo logras con sabiduría. Nunca podrás someter a un adulto, retarlos es nefasto y contraproducente. A las personas que pasan por nuestras instalaciones, solo con respuestas a sus preguntas podemos satisfacerlas. Sin duda, les aseguro que todas las personas que trabajan conmigo podrán ayudarles de la misma manera que yo lo hiciera.

    Desde 1989 que trabajaba en la escuela de cosmetología, lo de la teoría de color se me dio muy fácil. Ahí y como había que enseñarles sobre tintes, eso de los colores primarios, secundarios y demás, era como el Padre Nuestro. Cuando mi incursión en el medio del maquillaje permanente, todo lo aprendido sobre la materia, lo apliqué hasta dar con la salida del laberinto.

    Al principio de la industria nadie sabía nada de nada. Los pigmentos eran una porquería, y no nos habíamos enterado de lo que pasaría con ellos una vez, siendo parte de la piel. Los pigmentos Mei-Cha que venían de China, eran horrendos, pero, no había de donde echar mano. No se imaginan todo lo que tuve que pensar, antes de determinar lo que deberíamos usar para obtener “colores decentes” Gracias a Dios por darme la paciencia y el discernimiento para poder dar con la llave del cofre.
    Al principio de mi carrera como instructor de maquillaje permanente, quizá mis clases de color eran muy rebuscadas. El manejo que tenía sobre el tema, me daba seguridad, y le echaba más crema de la que debería a los tacos. Estoy seguro que muchos estudiantes me odiaron por no entenderme.

    Conforme el tiempo, le fui bajando hasta conseguir que mi clase sobre la teoría de color fuera simple y divertida. En los nuevos cursos, no hablamos sobre la materia más de una hora. Además, con todos los visuales que usamos, todos entienden rápidamente. Por si fuera poco, en el curso básico incluimos un video de 20 minutos que explica todo lo referente a los pigmentos y la manera correcta de usarlos.

    Nuestros pigmentos ya están premezclados y solo requerimos de 7 colores básicos para hacer los procedimientos. No obstante solo usamos siete tonalidades, estas mismas las recomendamos para hacer correcciones y neutralizaciones. O sea, más clara ni el agua purificada francesa.

    Como les he dicho anteriormente, la clave para ser un buen instructor, es entender a cada uno de los estudiantes y determinar su forma de aprender. Quizá lo diferente de nuestra clase es que esta instituida para que todos aprendan viendo, oyendo y haciendo.

    En la clase de teoría de color no es la excepción, todo mundo ve las diapositivas, juega con la mini-rueda de color y las láminas que usamos para entender los colores secundarios y los opuestos: Más sencilla y divertida no podría ser, aunque estoy pensando usar manzanas amarillas, rojas y arándanos azules. Aún no sé sí la berenjena o el chicosapote me sirvan como ejemplo.

    No entiendo lo difícil de aprender que solo existen 3 colores a los que llamamos primarios. El rojo, el azul y el amarillo, han sido parte de nuestra idiosincrasia. Si no mal recuerdo (cuando era niño no habían inventado los kinders), esto lo aprendes desde la pre-primaria. Por otro lado Fisher Price, usa estas tonalidades para colorear todos sus juguetes. Cuando alguien me mira como me ve La Virgen cuando me habla, estando yo hablando de color, deduzco su edad de inmediato. O sea, no había kinder garden en su tiempo, hello.

    Un día que no teníamos luz en el edificio, quizá por maniobras de los del sindicato de electricistas, a Juan se le ocurrió dar un repaso general de la teoría. Desde mi oficina, justo junto al salón, puedo escuchar todo lo que sucede en la clase. Tal vez nunca me había sorprendido tanto de las tonterías de Juan. Ese día, y tal vez por desesperación, se le ocurrió decirles a las estudiantes que en las morenas “a huevo” tenían que usar naranja. Lo más sorprendente de todo fue que ellas al unísono repitieron lo que él les había dicho. O sea, como si fuera coro de colegio de monjas, las señoritas cantaron “ en las morenas a huevo debemos aplicar naranja”.

    El domingo que termino la clase Mario y yo nos pusimos a leer las evaluaciones. Me llamó mucho la atención que una de las estudiantes se hubiera quejado de lo malo que era Alfredo González, para enseñar la teoría de color. Yo que soy visceral, sentí que me subió la presión y que mis intestinos hicieron un movimiento que me estremeció: Obviamente corrí al baño. Dios mío, yo que me la he pasado buscando la mejor manera de enseñar, no lo he conseguido. Seguramente la susodicha tiene mí edad, sin duda alguna.

    Regresé a releer el libro de Miguel Ruiz sobre los 4 acuerdos y me enfoqué en el acuerdo número 3: No hagas suposiciones. Encuentra la valentía necesaria para preguntar y expresar lo que realmente quieres. Comunícate con los demás tan claramente como puedas a fin de evitar mal entendidos, tristeza y dramas. Solo con este acuerdo transformaras tu vida por completo, el día que no haga suposiciones, te comunicaras con habilidad y claridad y tus palabras se volverán impecables.

    O sea ¿no he sido claro? Había entendido que el acuerdo número 3 nos enseña que no hacer suposiciones nos ayuda a no perturbar la mente con cosas que se nos ocurren. Que si lo hizo, que si entendió, que sí me quiere, que si me engaño. ¡capicci! No te mortifiques Alfredo, si no entendió quizá no fue culpa tuya. El resto de la semana pude dormir tranquilo.

    Los pigmentos que hice los ideé mezclando metales que supuse me servirían para obtener las bases que necesitaba. Tal vez no me crean, pero me dejé llevar por mi intuición y, sin querer queriendo, lo logré. Conforme los años he modificado las fórmulas, solo ara mejorarlas. Solo con el Terracota la regué una vez, con el resto, los cambios han sido para mejorar.
    Como les he dicho mil veces, en las cejas no podemos usar pigmentos con bases rojas. Si lo hacemos conseguiremos cejas en tonalidades cálidas. Mis pigmentos de cejas son verdes con el propósito de dilatar el accidente más común en la industria, evitar que éstas queden rojizas. Considerando que los cabellos de las señoras solo pueden ser oscuros, medios y claros, recomiendo usar 3 tonos: Categorías III, IV y V. En su defecto y dependiendo del país, puedo aconsejar usar el tres y medio (Médium Golden Brown), como la tonalidad más oscura. Este pigmento tiene una carga más abundante de amarillo, y en países en donde predominan las mujeres morenas, “queda” como un café oscuro. Efectivamente, para cejas solo necesitarán usar 3 pigmentos, sí, uno oscuro, un mediano y uno claro. Ah y no tienen nombre, nos referimos a ellos por número, el 3, el 4 o el 5. No hay más que agregar, ya lo dije todo. ¿En correcciones? También usaremos los mismos, el 3 y el 4 para corregir cejas que se tornaron rojas. El número cinco para corregir las que se volvieron lilas, también puede ayudar en cejas que se ven ligeramente grises. No se desesperen, no me he olvidado de las cejas que necesitan reparación y que están en tonalidades azul marino, negro, gris oscuro, verdes y violeta de genciana. Ya hablare de esto cuando llegue el momento.

    En párpados solo necesitará negro, casi todas piden este color. Los colores de fantasía como el azul y el verde son tediosos, e irreversibles. En cuanto a los cafés, no se verán, sobretodo si la persona que se lo pide es morena. Los colores claros en los párpados, solo se percibirán en mujeres de piel muy clara, por consiguiente, no pierda tiempo usándolos. Por cierto el Médium Golden Brown de cejas, queda precioso en los párpados de las mujeres de piel clara.
    Así es, no se complique la vida, para párpados solo necesitará negro. ¿Y el blanco? Ah, se me olvidaba. Bueno, si eres obediente y de verdad me harás caso, no lo uses. Esa línea blanca que va encima del negro también se considera irreversible, es decir, no la podrás eliminar con nada. Por sí fuera poco, conforme la piel se arruga, se verá como si el párpado tuviera bolas. Así es, esto también pasa si abusamos retocándola, o si no usamos una buena técnica a la hora de depositar el pigmento. Si a una mujer a la que le hicieron un delineado negro muy grueso y una línea de iluminación muy obvia, se le ocurre hacerse una cirugía plástica de párpados, no saben lo que ocurrirá. El médico corta el exceso de piel justo en el pliegue del párpado superior, jala la piel restante y sutura en el mismo lugar. ¿Qué creen? La piel en donde estaban los delineados subirá y cubrirá todo el párpado, hasta donde el cirujano hizo el corte. Pero no me hacen caso, luego hasta me dicen que estoy loco. Aun recuerdo a una mujer de Querétaro que casi me abofetea por decirle que el negro auténtico no existe en la industria. Aunque no me pegó, me asustó tanto, que me provocó una taquicardia: Y luego dicen que yo soy el grosero.

    Por ahora llevamos 3 pigmentos básicos para cejas y uno para ojos, o sea, 4 total.
    Hacer labios es muy complicado, a mí que me gusta hacerlos, y más de una vez, me he desesperado cuando los hago. Por esto mismo he aprendido a no usar más de 3 pigmentos: Uno rojo, un vino y otro marrón, ya sufrí mucho en la vida como para seguir martirizándome.

    Sí se deciden ofrecer el procedimiento de los labios, necesitan entender muchas cosas. Decidir ofrecer este tratamiento conlleva a muchos trastornos: Primero que nada, no olvidemos los hérpes, las cicatrices, la pérdida de color o los cambios radicales de éstos. Hay quienes hacen labios y se jactan de dejarlos “muy bien”, obviamente estamos hablando de personas que no tienen conciencia ni ética. Como lo he dicho tantas veces, manchar el labio de oscuro es tarea fácil, por el contrario conseguir colores discretos, muy difícil. Si el desodorante para axilas se usa en el doblez de los brazos, y el Ting en los pies, entiendan que en este negocio sucede lo mismo. Los pigmentos de cejas son para las cejas, los de párpados para los ojos y obviamente los de labios para la boca. Entiendan que es las cejas y los párpados usamos metales para hacer los pigmentos. Puesto que en labios no podemos usar metales para la elaboración de éstos, necesitamos recurrir a los colorantes. Los metales por ser opacos, cuando se hacen parte de la piel del labio, se oscurecen quedando casi negros. Sí, entiendo que a las mujeres les enloquece traer los labios negros, pero ¿durante el día? El maquillaje social debe ser sutil, no pretendan maquillar de bailarinas nocturnas a todas sus clientas (solo quien lo sea)
    Si no tienes paciencia, no es recomendable que hagas labios. Para conseguir depositar el pigmento de manera profunda y segura, no existe otra opción que usar técnicas de punteo. Las rayas son nefastas y solo se consigue lastimar, y por ende, cicatrizar la vermilia. Volvamos a lo nuestro, sí, solo 3 pigmentos para labios. ¿Mis favoritos? Terracota, magenta y durazno. El durazno lo uso en mujeres morenas, evitando así que el labio se oscurezca. También lo uso para rellenar, por cierto es de mis mejores pigmentos para relleno. El terracota lo uso en quien me pide colores tierra u oscuros, mientras que el magenta, en quien gusta de rojos. Tatuar magenta arriba de terracota o viceversa, me permite conseguir colores teja o rojos oscuros. Sí desean obtener un rojo oscuro, empiecen el procedimiento con magenta y maticen con terracota. Para obtener la otra tonalidad, hagan lo opuesto.
    Correcciones.

    Ya que me duele la cabeza, seré muy light.
    Cejas que se tornaron:
    Rojas, use Categoría IV
    Verdes, Modificador Cálido
    Gris claro, Categoría V
    Gris oscuro, Ocre
    Lila claro, Categoría V
    Lila oscuro, Ocre
    Celestes, terracota de labios
    Azul marino, durazno de labios
    Negro, durazno de labios, o mandarina 1 de labios
    En párpados que se tornaron azules o grises.
    Retoque con terracota de labios hasta tapar el color indeseado. Una vez que lo consiga, reaplique azabache para oscurecer. Esto lo podrá hacer en un procedimiento son esperar a lograr la neutralización.
    En labios que manchaste de negro o en quienes los traigan así, usa mandarina 2. Solo mandarina 2, no vayas a usar otro color hasta que consigas “tapar” el color lodo inicial.
    Que el 2010, se la pasen mejor que nunca.
    Recuerden que el mejor talismán que pueden usar es la buena actitud. Un abrazo