El choque anafiláctico es una reacción alérgica severa que puede ser causado por numerosos alergenos. Estas severas reacciones alérgicas pueden ser causadas por: Picaduras de insectos, semillas, algunas frutas como la fresa, productos lácteos, huevos y mariscos.

    Algunas personas pueden presentar una reacción anafiláctica a ciertos medicamentos como la penicilina, la aspirina, y las pastillas para la artritis.

    En una cabina de micropigentación, los anestésicos, los guantes de látex, o los productos químicos usados para sanear, pueden provocar también reacciones anafilácticas.

    Síntomas del choque anafiláctico

    Pueden comenzar en cuestión de segundos o en un par de horas, después de ser expuesto al alérgeno. La reacción se produce cuando las células liberan histamina, que es una sustancia química producida por el sistema inmunológico.

    Los síntomas del choque anafiláctico pueden incluir:
    Urticaria o picazón, dificultad para respirar o tragar saliva, también inflamación de los labios, lengua y garganta. Asimismo sensación de calor, sibilancia al respirar y taquicardia. En otros casos las palmas de las manos se inflaman considerablemente. Otros individuos presentan mareo, vértigo, dificultad para hablar, vómito, calambres, diarrea y presión arterial baja.

    Los síntomas pueden comenzar lentamente y seguir empeorando. En algunos casos, puede ocurrir una reacción bifásica, o sea los síntomas pueden desaparecer y volver horas más tarde. Si esto ocurre, por lo general, los síntomas son más graves que la primera vez.

    Si está con alguien que tiene un choque anafiláctico, hay algunas cosas que puede hacer después de llamar a emergencias.

    1. Si la reacción alérgica fue causada por una picadura de abeja, utilice una tarjeta de crédito o su uña para retirar el aguijón. No pellizque ya que puede liberar más veneno.
    2. Si la persona que está experimentando la alergia usa medicamento, ayúdele a tomarlo.
    3. No coloque almohadas bajo la cabeza de quien que está experimentando dificultad para respirar, hacerlo puede empeorar el problema.
    4. Para evitar asfixias no administre medicamentos orales si la persona presenta inflamación en la garganta, los labios o la lengua.

    Tratamientos para el choque anafiláctico

    La epinefrina, es el remedio más usado para contrarrestar una anafilaxia; si se administra ágilmente, la persona saldrá del cuadro anafiláctico en segundos. En casos severos, en un hospital, se administran medicamentos intravenosos para estabilizar el sistema circulatorio y al corazón. Siempre dentro de un botiquín de primeros auxilios, debe existir epinefrina inyectable

    Si usted trabaja con sustancias que pueden causar alergias severas, debe tener además de un botiquín de primeros auxilios, un diploma que lo legalice como persona capaz de administrar medicamentos. En la mayoría de los países del mundo, solo las personas que tengan un certificado de primeros auxilios, podrán administrar un medicamento inyectable.